2 de diciembre de 2009

ONCE UPON A TIME

Esta historia no me pertenece. Pero me la prestaron para que la contara. Es de una amiga, que me sorprendió cuando me la contó
***

Ese fin de semana con festivo incluido, ella sabía que lo vería. Que quizá debía enfrentarlo. Ya no le molestaba. Ni siquiera sentía nada más allá de un gustillo por lo prohibido, que le parecía fascinante, incluso, excitante.

Viajó. Y en el camino, mientras miraba la oscuridad por la ventana del carro, comenzó el recuento mental de esa historia, por la cual podría morir en la hoguera a mano de sus padres. Tenía 14 cuando todo comenzó.

***
Ella vivía en Bogotá, pero como toda familia extensa, estaba regada por todo el país. Así que todos los fines de año viajaban a donde esos tíos ubicados en tierra caliente, donde las celebraciones navideñas son más largas y ruidosas que en la capital. A ella le encantaban esos viajes, porque se encontraba con su prima del alma, con esos amigos de infancia con quienes medía andenes cuando tenía menos años, y porque los tíos la llenaban de regalos.

Pero ese año fue diferente. Notó a una persona, que quizá llevaba 14 años en su vida, pero que había pasado desapercibido hasta hace cuatro años. Juan Camilo. El hermano mayor de su prima del alma. Ese año había vuelto al país, a la vida de todos y claro, a la de ella.


Lo notó en medio de la euforia de la fiesta de fin de año. Le pareció divino. Se preguntó: ¿Pero cómo? Y se respondió: Me gusta Se autoincriminó: Pero es mi primo!!!!


Ella tenía más cara de niña buena de lo que realmente era. Pero igual, le gustaba guardar las apariencias. Era de las que saludaba, sonreía y se ofrecía como voluntaria en todas las actividades necesarias para organizar el aquelarre familiar. Por eso ese sentimiento hacia el primo, la perturbó, pero no tanto.


La fiesta tomó el rumbo normal. Entre tragos, agüeros, comida y baile, llegó el nuevo año, y con él, el inicio de su historia de amor. La sacó a bailar. La apretó contra su cuerpo y le susurró al oído. “Cómo has crecido. Cómo me gustas”. Ella murió en vida. Sintió un corrientazo por todo el cuerpo. No pudo evitar sonrojarse. “Gracias”, fue lo único que pudo decir entre dientes. Siguieron bailando en silencio.


Solo había música entre ellos.
***

Hora: 11:30 am. ¡Jueputa. El asado! Como cada 6 de enero, la familia se reunía a celebrar la llegada de los Reyes con un tradicional festín de carnes. Se despertó muy tarde y ya no había nadie en la casa. Corrió por los pasillos como una loca en pijama a ver si encontraba algún alma, y nada. Sus tíos, sus primos, e incluso sus papás la habían dejado botada. Ni modos. Me tocó irme a pata. Estaba alistando la ropa sin afán, cuando sintió que alguien entró a la casa. No le prestó mucha atención. Al ratico, a una persona a sus espaldas. Quedó congelada. Lo presintió. “Hola preciosa”, le dijo al oído. Se volteó rápido, dio un paso atrás y se estrelló contra el closet. Las manos heladas. Sudaba frío.

Él dio el mismo paso pero hacia delante. La rodeó con uno de sus brazos, la trajo contra su cuerpo y la besó. Los 11 años de diferencia se notaban. “pero como besa” se dijo. Ahí perdió la voluntad –la virginidad ya la había perdido-.

Llegaron juntos al asado casi a las 3 de la tarde. Nadie los miró raro. Pero ambos sentían que los juzgaban.


***

De ahí en adelante, cada puente festivo era una excusa para visitar a sus primos de tierra caliente. Negociaban. Ella pagaba parte del pasaje y él el resto –cosa que a ella ahora le parecía una medio lichiguez-. Ahorraba de las meriendas y los buses. Todo con tal de ir a verlo y “morir” entre sus brazos.

Su gran frustración era no poder gritarlo a los cuatro vientos. Ella lo amaba, como nunca amaría a nadie en el mundo. Ella sentía que él la amaba. No era capaz. Ni su mejor amiga sabía que ese hombre que la tenía enamorada era su primo-hermano, que le lleva 11 años de diferencia de edad y que pensaba en un futuro con él.

La relación transcurría entre eternas llamadas, miles de planes juntos y millones de suspiros. Casi dos años vivieron así. Hasta que todo se fue apagando. El motivo: conoció a un chico de 18, que le gustó, vivía en Bogotá y no era prohibido. Claro, a los 16 es normal que a una nena le gusten muchos. “estamos explorando, no?”, siempre le decía a sus amigas.


El rumor llegó a oídos de Juan Camilo. Sintió ira e intenso dolor. Se emborrachó. La llamó.


- Alo?
- Hola
- Con quien hablo?
- Juan Camilo
- Hola, mijito. Habla con Enilse.
- Ahhh tía. Cómo le va?
- Bien y usted?
- Bien
- Está como tomado no?
- Eso no importa. Dígale a su hija que yo la adoro.


La mamá asintió y colgó desconcertada. Pero no vio nada malo en el asunto. “Esos jóvenes de ahora”, se dijo. Gritó, como era su costumbre: María Alejandraaaaa. Ahí la llamó su primo Juan Camilo todo borracho. Respondió con un simple. Bueno, deme mi teléfono.

Le regresó la llamada. Y la conversación, que más parecía un monólogo, se centró en cuanto la quiere, que no la ha dejado de amar, que ella es la mujer de su vida. Hasta que llegó la pregunta “Que tiene novio?” “Si” “Hace cuánto?” “tres meses” “bueno que sea muy feliz”… Silencio


***

Las siguientes vacaciones de diciembre, ella llegó a celebrar las fiestas sin mayores pretensiones, dejando su cabeza y corazón en la capital. Al final de cuentas, Andrés era su primer novio oficial. Conocido y querido por todos. El primo, había sido reemplazado. La distancia vence lo que las ganas no logran, dicen por ahí.
Juan Camilo, por su parte, tenía su novia. Angélica era súper querida, hizo buenas migas con la familia, y se ajustaba más a un perfil de un hombre de la edad de JuanCa. Al final de Cuentas, María Alejandra era un bebé para él, aunque su cabeza anduviera muchos años por delante.
Con naturalidad en una de las tantas empachangadas familiares, él definió sacarla a bailar. De fondo el vallenato.
… quien no se inspira al verte linda… con esos huequitos en tus mejillas… con esos deseos qu … sean mios… y que se acompañen de caricias… y quien no se inspira con tus manos… que añoro tener entre mis brazos… a quien no le gusta tu sonrisa… de niña bonita, de mujer bonita…


Y él le cantaba al oído con una naturalidad impresionante. Ella lo interrumpió al finalizar el primer coro y le dijo “La llamada de hace unos meses era para definir si salía con esta nena?” “Sí. Si su respuesta hubiera sido negativa, otra sería la historia” “La verdad me alegra mucho que siga su vida”.


Ella era sincera. Pero de todos modos algo en el fondo del alma se sintió mal.


Solo había música entre ellos.


***

Pasó un diciembre y ella no viajó a la celebración familiar en tierra caliente. Pero este, era incapable. Sus papás casi que la obligaron a viajar. Quería y no quería. Odiaba esa bipolaridad provocada por sentimientos encontrados.

Ella ya no estaba con Andrés, pero Juanca sí con Angélica. No sabe si era el ego hablando. Pero sentía rabia de ir.

Seguía mirando la oscuridad de la ventana, cuando soltó un suspiro. Cayó dormida.

***


Fiesta navideña. Juan Camilo entra, solo. Se dirige hacia ella. El destino hizo de las suyas. Sonaba la que él llamaba “SU canción”. Al bailar la abrazó como nunca antes lo había hecho. Con amor, pero pidiendo disculpas. Como era costumbre, le susurró al oído “Si me dices que me amas, no me caso con Angélica” PLOP! Se sintió Condorito.


“A Verrrrr… Yo no soy la que tiene que definir eso” “Yo te amo. Si me dices que NO ahora, me quedo contigo por siempre” “Juan Camilo, yo tengo 18 años. 11 menos que usted. Somos primos, y lo más importante, yo no lo amo. Lo quiero como un buen recuerdo de un deseo cumplido, pero nada más. Lo siento”…


Solo había música entre ellos, pero esta vez carecía de sentido.


“Usted sabe que la amaré por siempre. Aquí estaré para el día que usted sienta que esté lista”


Se acabó la canción justo a tiempo para no tener que decir nada más.


***


Pasaron los años. Él a veces la llama. Y ella no contesta sus llamadas. Ella no volvió a las reuniones familiares. Él decidió ir a buscarla, pero le ganó la cobardía. No se atrevió a tocar. El la ama y ella apenas y lo recuerda.

27 comentarios:

  1. :O Estoy sin palabras, ella hizo bien, eran primos, pero si él todavía la llama ¿era amor verdadero o simplemente todavía tiene la espinita de que esa niña no se mueriera de amor por él?

    Este tipo de historias me encantan! Gracias Naty.

    ResponderEliminar
  2. ¡Gracias por compartir estas historias. Me gustán como están escritas, lo que relatan y cómo de una u otra forma lo remiten a uno a historias similares o trazos de historias pasados propias. ¡gracias! @jalexanderg

    ResponderEliminar
  3. Qué buena historia Naty
    "Lo prohibido crea tentaciones"
    Ella no se equivocó y intentó lo que muchas no nos atrevemos y es tratar de olvidarlo. Y lo consiguió.
    Gracias por compartirnos la historia.

    ResponderEliminar
  4. Una historia muy buena, te sigo felicitando por tu redacción, es única, cualquier historia la vuelve interesante y apasionada, ahora hablando de la historia, aunque no me parece que la edad o que fueran primos fuera una excusa para no ser feliz, si el todavía la busca el la ama de verdad y si ella le huye al no constelarle me parece que más cobarde es ella al no afrontar lo que en realidad sienten, y dejarse llevar por lo que digan otros y no su corazón...

    ResponderEliminar
  5. no seamos tan.... que tal esa historia nata, pero ojala esta no sea una de esas historias "le paso a una amiga" jajajja!!, cada vez me gusta mas como escribes!!, impecable!

    ResponderEliminar
  6. Solo tu podias escribirla!!
    solo tu podias hacerla tan real
    ... por eso es toda tuya!!
    me has dado un gran regalo...
    y lo agradezco amiga!!
    Mi historia en TUS palabras!!
    MAGIA !!
    en eso la convertiste!

    Gracias...

    ResponderEliminar
  7. A todos los primero seis en comentar.
    1. Gracias por leerme, y además, por comentarme. Quisiera tener más comentaristas fieles como ustedes
    2. Mi amiga, que si es una amiga a la que adoro -las historias que son mías no se ocultan- ya superó el asunto. Lo tiene como un bonito recuerdo. Fue una experiencia más, pero nada aun. Él si le sigue jurando amor eterno, pero a ella le parece triste, por eso no contesta
    3. Me hacen muy felices!!! :D
    4. ya votaron?? jajajajaja

    beso

    ResponderEliminar
  8. Por supuesto que ya votamos por ti... mejor blog en los premios twitteros 2009... Campaña, jajaj

    Lo mas interesante de tus historias, es como nos puedes envolver en ellas, definitivamente eres mi bloguera favorita... y vuelvo a ratificar que compraria tus libros....

    Gracias por compartir tus historias con nosotros, lo mas lindo de escribir algo es que llegue al publico, y tu lo logras cada vez mas!!!

    ResponderEliminar
  9. Wuaau! Cuantos comentarios, que bueno ver ese apoyo en el blog de @NatyMH Y aunque sé que tal vez este comentario pase desapercibido, igual lo escribo como muestra de admiración al traer buenas cosas a la web 2.0.
    Una historia similar me pasó, aunque bueno no tanto, lo único es que fue una gran relación con una prima, la distancia estaba de por medio y precisamente era en tierras costeñas. La verdad no tuvo un final ni bueno ni malo, ahora las cosas cambiaron y los años dejaron atrás esas aventuras.
    Es agradable que por medio de tus entradas, lleguen a mi buenos recuerdos.
    Saludos y felicitaciones.

    ResponderEliminar
  10. Despues de ponerme al día con tu blog solo puedo decir wow, por cada historia, y cada pensamiento.
    Excelente todo lo que encontré un abrazo inmenso!

    ResponderEliminar
  11. Cada vez que llega un comentario me muero de la emoción.
    Everlyco: las comparto con gusto, me alegra que te encante... y más la confesión que me hiciste por DM
    stiverp: será que creamos un fan club? jajaja y eso de los primos, no tuve esa historia
    Rishigo: me hacías falta por acá!!

    ResponderEliminar
  12. Excelente historia... Y creo que la decisión tomada por tu amiga fue la mas acertada... No por el hecho de ser primos, sino porque hay que comprender con exactitud lo que el corazón dicta. Es un caso de telenovela... Ya me estoy animando a crear mi blog para relatar las mías... Saludotes querida Naty

    ResponderEliminar
  13. mi natyyyyyyyyyyyyyy no comment excelente historia me hacian falta tus historias hasta hoy pude leer algunas de las q estoy atrazado

    ResponderEliminar
  14. Adriana: Esooo adelante, escribe!!! teleeremos
    Rafaaaaaaaaaaaaaaaaaa, te mereces una juetera por el abandono!! Pero te perdono porque volviste:D

    ResponderEliminar
  15. Creo sin lugar a dudas que estamos siendo testigos del nacimiento de una escritora de peso. Es solo repasar cada uno de sus escritos y notar como el estilo se ha venido depurando y como las historias, aparentemente obvias, tienen una imbricación de pieza preciosa de filigranas. La sorpresa nos va pillando en cada párrafo. Así ha ido construyendo un universo maravilloso y secreto en donde hay claves para descifrar, así su autora diga que solo son procesos de su imaginación.
    Ojala que esta ciudadana del mundo llegue pronto a las colecciones impresas de una editorial para que todos tengan la oportunidad de tenerla bajo la almohada.

    ResponderEliminar
  16. ésta como todas las historias me gustaron,pero esta me encanto en particular, todas las historias envuelven la realidad de las personas q por algun motivo no escribimos, ya sea por timidez o por no saber expresar lo q sentimos sabes q lo leo y lo leo y lo releo y es q soy romantica a morir, eres maravillosa escribiendo, sigue así eres mi favorita...

    ResponderEliminar
  17. Que mierda, no se que significa toda esta pendejada de historias de amor. Como que a las mujeres les lavan el cerebro desde chiquitas con esas palabras de novela y después se lo creen, y si no, pasan al extremo contrario y se vuelven modernas, saltando de tipo en tipo como si fuera esa su naturaleza. Pero como no lo es, luego lloran y vuelven al mismo discursito florido. Las hembras tienen en los genes escrito que su objetivo es un nido y un macho que les de prole. Cuando tratan de ir en contra de sus propios instintos lo único que consiguen es volver sobre sus pasos, una y otra vez.
    ja ja por supuesto no lo leí todo , me saltee varios párrafos porque es demasiado aburrido. Y el final no podía ser más cursi. Que estúpidez eso de los amores que perduran a pesar del tiempo y la distancia, eso es de gente sin cerebro ni sentido de la realidad.
    Pero tienen razón, la autora debería dedicarse a escribir novelitas de este estilo, que se venderían como pan caliente en el supermercado.

    ResponderEliminar
  18. Babalao: GRACIAS!! viniendo de ti, las palabras tienen más sentido... GRANDE! me alegra que este te haya gustado

    SueAnn: casi que no logramos el comentario.. pero valió la pena!!! Ahora... menos mal hay personas que escriben por aquellos que no lo hacen por pena o falta de ganas!!

    Anónimo: no es obligación que te gusten estas historias o estos temas. A mi me encantan.. pero de todos modos, gracias por pasarte por acá y comentar

    ResponderEliminar
  19. Pareciera que anónimo hubiese sido víctima de una prima que lo usó, abusó y desechó. Una cosas son las historias de amor almibaradas y cursis y otras las historias que son parte del pasado de cada quien. No sé por qué le parecen una mierda estas historias. Hay muchas veces que la cursilería de nuestras actuaciones nos enfrenta a una rutina que no da solución de continuidad a nuestra existencia. Como así que las mujeres tienen escritos en sus genes el macho, el nido, la prole, definitivamente pareciera que nuestro amigo fuera una mujer disfrazada de hombre. Quienes tienen en sus genes la búsqueda de la mamá que los parió son definitivamente los varones. Todos tenemos nuestro Edipo bien desarrollado y eso no tiene nada que ver con la cursilería. El amor es amor. La arrechera es la arrechera y las prim@s son las prim@s que nos ayudan, muchas veces en las pubertad, a resolver problemas sexuales sin pensar en gastos extras…

    ResponderEliminar
  20. Interesante historia, resaltada por lo bien contada. Quiero aprender a escribir para transportar a la gente. Felicitaciones

    ResponderEliminar
  21. Muy buea historia. Me parece que ella hizo muy bien en alejarse y muy centrada, reconocer que ahi no habia un amor verdadero. Ciertas historias mejor dejarlas inmaculadas en el recuerdo que materializarlas y que sean una ancedota mas. Impecable!

    ResponderEliminar
  22. Les Momis: Gracias porque siempre me animas y me dices cosas lindas

    Carla York: Claro, es bueno pasar por experiencias de ese tipo, pero a veces los finales no son como los esperas.

    ResponderEliminar
  23. lástima que el final no sea así sino q EN REALIDAD el man nunca se haya casado y que inclusive el ultimo encuentro ellos HAYAN FORNICADOS y tengo una buena fuente q eso q les acabo d confirmar FUE ASÍ!!! jajajaja

    tome por decirme SAPO ;)

    ResponderEliminar
  24. Parece ser que este espacio se ha convertido en un tinglado de egos inmaduros. Las historias contadas en hechos reales son solo eso, historias contadas. Los hechos que originaron el acto literario, serán inmodificables en la medida que nuestros recuerdos los acomoden. Por eso afirmar que "ellos HAYAN FORNICADOS", no aporta nada a la historia y me parece que la autora se ha dejado provocar infantilmente, por alguien que debe ser un inmaduro lector que no entiende hasta donde llega la realidad y donde la ficción.
    Si la autora cae en la trampa de la provocación terminará escribiendo miles de finales de acuerdo con las variaciones que cada lector le dé al hecho anecdótico, porque yo de buena fuente (y puedo dar el número del celular) se que se los cogieron pillados en plena acción…y ya contaré la historia.

    ResponderEliminar
  25. Bueno Babalao... al final de cuentas estos debates ayudan!!! igual el ejercicio de escribir el otro final me ayudó a comprender que tengo la razón en cuanto a finales!!!
    besito

    ResponderEliminar
  26. esto fue lo mejor: "un buen recuerdo de un deseo cumplido" uffff

    ResponderEliminar
  27. Que buena historia!
    Ella una mujer inteligente...Él se enamoró de quien no debía

    ResponderEliminar

Gracias por pasar y dejar una huella!