31 de diciembre de 2010

MI CANCIÓN DEL 2010

Todos los años dejan algo y como soy una persona musical, quiero compartirles mi canción del 2010. Así que súbanle al volumen!

FELIZ AÑO


28 de diciembre de 2010

EL AÑO QUE SE VA

Generalmente haría una lista de las cosas que hice en el año que termina y los compromisos para el 2011, pero eso sería aburrido, porque al final de la historia, los compromisos para el próximo año serán casi que los mismos, porque me he dado cuenta de que esos propósitos bajo el calor del final de año, son como los deseos pedidos bajo el encanto de las uvas: nunca se cumplen. 

Por el contrario, les explicaré un par de lecciones que me dejó el 2010. 

Para mi el 2010 es un año fantástico, no solo por los viajes que hice, o porque volví al carnaval... sino porque me enseñó que las cosas a veces no salen como uno quiere. Sí, obvio, hasta ridículo... Pero digamos que en general las cosas habían salido como he querido cuando he querido. Pero en el 2010 no. Todo medianamente al revés. Pero al final de cuentas salió. Lección: la paciencia y la calma son tus mejores aliadas. 

Sin embargo, la lección fue bastante ruda, lágrimas, desilusión, estrés, de nuevo lágrimas, para al final darme cuenta de que el destino (ángel de la guarda, perseverancia, estrella o como quieran llamarlo) no me abandona y que suelo salir airosa. 'Tan buenas' podrán decir algunos, y sí... el trabajo duro se premia.

Cumplí 29, no quiero llegar a los 30.

El 2010 fue el año en el que me di cuenta de que los amigos son circunstanciales y que no existe tal cosa como 'Friends for Ever'... Que uno anda solo y que se junta a ratos dependiendo de la necesidad. Eso me pasa a mi -y si alguien le pasa lo contrario, maravilloso-. Los motivos son varios: Soy mala persiguiendo gente, y creen que siempre estoy ocupada, imaginario alimentado porque en momentos de mi vida solo trabajaba y no tenía tiempo para nada más. Resultado: días sola en mi casa mirando el techo... Y le he agarrado el gusto.
 
El 2010 me mostró cómo las personas escogen causas de vida equivocadas, guiados por la envidia, el rencor y el resentimiento. Vi con claridad cómo se destruyen a otros para lograr objetivos propios y cómo a veces es imposible quedar atrapado entre dos fuegos.

Entendí que la ira es mala consejera y que por a veces es mejor no alterarse, sino guardar la calma

Y, el 2010 me demostró que no importa cuanto tiempo haya pasado, cuántos te hayan tratado mal, nunca es tarde para volver a enamorarse.

Sí, el 2010 no termina bien, pero fue un buen año!

No olviden siempre siempre tener una sonrisa!





Feliz año a todos ustedes, que coman muchas uvas o lentejas, que usen un buen cuco amarillo para que todos sus deseos se cumplan en el 2011.


NatyMH @state_0f_mind

26 de diciembre de 2010

DE UNA BUENA VEZ

Era un viernes de rumba como cualquier otro. Un bar como cualquier otro, con los amigos de siempre. Ella estaba con su novio. Era divertido, al final de cuentas siempre se divertían juntos bailando. A la mitad de la canción sintió en su cadera el celular vibrar.

- Quizá es Alberto, que quedó en llegar como a esta hora, le dijo.

Él miró la pantalla y sin decir ni una palabra la dejó sola en la mitad de la pista de baile. Ella, desconcertada, caminó tres pasos detrás de él, pero se detuvo. Quizá no sea nada, se consoló.

Pasaron varios minutos y nada que regresaba. El trago en la mesa era su única compañía. No contó los minutos sino los tragos que se alcanzó a beber a fondo blanco mientras esperaba.

- ¿Qué pasó? ¿Pelearon?
- No Annie, más raro. Le entró una llamada y salió como un loco
- ¿Por qué no lo buscas?
- Esperemos a ver con qué sale
- Seguro es la hermanita pidiéndole que la recoja porque se peleó con el novio, como siempre...


La última vez que algo similar había pasado, la llamada era de una tal Andrea, con la que -según él- nunca pasó nada. En esa oportunidad Caro hizo caso omiso, pero cada nada la espinita de una 'otra' aparecía en su cabeza, llenándola de inseguridades.

Cinco canciones después de la llamada, lo vio entrar de nuevo al bar. Ella, ya estaba prendida. Al final de cuentas había tomado sola más de la cuenta. Cuando se acercó a la mesa, alzó la mirada, y con los ojos llenos de lágrimas le preguntó quién lo había llamado. Él la miró, le extendió la mano y le dijo, ven bailemos esta canción.




- ¿Quién era?
- Nadie
- Ah, ¿es que ahora uno habla casi media hora con 'Nadie'?
- No no es nada de lo que tengas que preocuparte-
- Claro, como no debía preocuparme por esa tal Andrea.
- ¿De nuevo con eso?
- ¿Quién te llamó?
- Adriana


Guardó silencio y siguió bailando por bailar, solo siguiendo el paso sin sentir la música. Tomó aire, lo miró a los ojos... Seguía llorando...

- ¿No crees que ya es hora de que te deje de llamar?
- Igual no importa
- Tu sabes muy bien que sí...


La abrazó muy fuerte. Pero ella no se sentía cómoda.


- ¿Qué quería?
- Estaba ebria, y el discurso de siempre... que volvamos.
- Pero hace un año que terminaron. ¿Acaso?
- ¿Acaso qué?
- Santiago... ¿Acaso ella no sabe que estás conmigo?


Ahora fue él quien guardó silencio.

Lo soltó, se alejó de él y salió por la puerta del bar. Él recogió las chaquetas de ambos y salió corriendo para alcanzarla.

La encontró afuera fumándose un cigarrillo.

- Vuelve con ella. No creo que sea necesario que te sigas engañando. Es evidente que quieres es estar con ella. Por mí no te preocupes.
- Pero.. yo quiero estar contigo.
- No parece. Adiós.


Se dio la vuelta y caminó hacia la esquina donde encontró un taxi desocupado. La vio alejarse y en ese momento volvió a sonar el celular.

- ¿Ya terminaste con ella?
- Si, Andre... Ya terminó conmigo.
- ¿Vienes a mi casa?
- Espérame, no me demoro.

23 de diciembre de 2010

FELIZ NAVIDAD

Me encanta la navidad, aunque no soy la persona más navideña: No decoro mi casa, no decoro mi oficina, no decoro mi avatar. Rezo novenas por verme con mis amigos, canto villancicos en honor a mi mamá y compro regalos a pesar de la congestión en los centros comerciales.

Y como creo que las excusas son válidas, aprovecho para desearles la mejor navidad de todas... Que la pasen muy bueno con sus familias y que debajo del árbol haya muchos regalos.

También quiero agradecer a todos los que me leen, me comentan y   también a los que me detestan, porque al final de ellos también se aprenden cosas!!

A mis amigos: mandarles un fuerte abrazo, porque sé que cuento con ellos y que su amor es incondicional. "Los amigos son como las estrellas que, aunque no puedas verlas, sabes que siempre están ahí muy cerca de ti". (Re-Cursi y qué).

A mi familia: que a pesar de las neuras saben que sin ellos no sería nada igual

Al novio, que me alegra estar mirando hacia adelante a su lado!

Y a los que no le gusta esto... simple: dejen de leerme, que luego voy a ser la culpable de su indigestión.

¡Feliz Navidad para todos ustedes!


NatyMH - @state_0f_mind

21 de diciembre de 2010

MATONEO VIRTUAL

Generalmente cuando pensamos en matoneo, nos remitimos a las escenas de series gringas en la que un niño más grande que otro, lo acosa hasta el cansancio, o nos viene a la cabeza la imagen de Nelson en los Simpsons. Pero en los últimos días este término ha tomado un nuevo significado para mí.

Ser activo en las redes sociales lleva en muchos casos a la sobreexposición de la vida privada de las personas. He estado ahí. Para nadie es un secreto que publicar detalles de la vida diaria, de los sentimientos, gustos y disgustos de cada uno de nosotros en Twitter o Facebook nos hace blancos fáciles de seres (si es que llegan a ser seres)  que no tiene nada mejor que hacer o en qué pensar que en joderle la vida a los otros.

Trolls, Fakes o ataques frenteros escondidos en el anonimato se han convertido en el pan de cada día en Twitter  Colombia. Algunos son tolerados, otros no, pero al fin y al cabo se cumple el objetivo: amargarle la existencia a la persona víctima, quien seguramente no le cae bien a alguien por su forma de ser -o no ser- en la red social.


El término matoneo escolar, llamado en ingles bullying, se refiere a las actitudes tiránicas e intimidatorias de uno o más alumnos contra un estudiante.También se define como un comportamiento en el cual, de manera constante y deliberada se hace que otra persona se sienta mal, incomoda asustada o amenazada, es de carácter constante, haciendo que aquellos alumnos se sientan intimidados e impotentes, sin poder llegar a defenderse.

¿Les suena conocido? Si haces parte de Twitter, seguro que sí. La única diferencia es que así como se tejen redes para atacar, también existen para defender al atacado.

Pero la pregunta que me surge es: ¿si Twitter está hecho para seguir a quien te gusta como trina y para dejar de leer a los que no te parecen, para qué dedicarse al ataque y al desprestigio? No tengo la respuesta, porque nunca se me ha ocurrido abrir una cuenta adicional para cagarme en la existencia de otro. Así que no comprendo la lógica. Lo único que sé es que esas personas NO tienen derecho a acabar con la dignidad, la integridad, la felicidad, la dignidad o el físico de otra persona porque sí, porque no o porque no les cae bien.

¿Acaso en la vida 1.0 -sea en la oficina o en la universidad- se andan armando combos para levantar a golpes a cada persona que no te cae bien?

No pretendo dar una lección de 'moralidad twittera' pero, luego de que me han dicho pendeja, zorra, decadente, imbécil y quién sabe qué otra cantidad de cosas de las que no me entero... Luego de leer como critican y atacan a mis amigas por su forma de ser, o cómo sin ninguna consideración insisten en agotar el autoestima de una nena porque no está dentro del criterio de belleza de los desadaptados, creo que tengo derecho a decir lo que pienso del asunto.

Sé que porque yo lo escriba no va a dejar de suceder... Pero ¿en serio vale la pena acabar con la vida de otro para sentir que la propia es menos miserable? Quizá no han pensado que la miserableza no se supera a costa de los otros. No sé... Pero me gustaría que alguno de esos, así sea de forma anónima (como es su estilo favorito) me dejara una respuesta a esa pregunta.

19 de diciembre de 2010

CARTA AL NIÑO DIOS

Querido Niño Dios:


Generalmente escribiría una carta llena de peticiones. Una gran lista encabezada por paciencia y cuidado y protección para los que quiero.


Pero esta vez voy donar todos mis deseos y antojos. Quiero convertir toda esa larga lista de cosas que quiero mucho en una sola cosa: Que mires hacia abajo y veas el desastre en el que estamos convertidos por cuenta de la ineficiencia del Estado, falta de planeación, y muuucha lluvia. Lo que más quiero ahora es que deje de llover para que se les pueda brindar una solución a los damnificados, y para que las cifras de desastres no sigan creciendo.


Por eso, Querido Niño Dios quiero que que esta navidad mandes el sol a calentar, que salga el arcoiris y se suspenda por una temporada la lluvia (y obvio que no nos mandes de nuevo a temporada de sequía).


Espero de todo corazón que leas esta carta y me des ese regalo de navidad, que solo en Colombia serviría a las más de 2 millones de personas que se quedaron sin hogar.


Con todo el corazón, 
                                       Naty

Pd: Sé que hemos sido inconscientes con el medio ambiente, que nos hemos cagado el balance natural por la cara, pero ajá... una manito en este momento no está de más.

16 de diciembre de 2010

DE LA VIRGINIDAD Y UN PAR DE MITOS FEMENINOS

¿Qué es la virginidad? El paso antes a comenzar a tener sexo... A esa conclusión llegué a mis 17 cuando decidí darle la 'pruebita de amor' a mi primer novio. Es decir, no me quemé en el infierno (a pesar de que era miércoles de ceniza), ni apareció en mi cabeza la voz de mi abuela, mis tías o mi madre, echándome el sermón de las 17 palabras porque yo estaba destinada a llegar virgen al matrimonio. No sentí que estuviera haciendo nada malo. Yo quería al personaje en cuestión y sentía que él me quería... Y eso era suficiente.

Yo no pensé si se lo merecía o no. Si quizá debía esperar a superar el año de relación o si era el hombre de mi vida... Creo que a los 17 uno no sabe qué quiere y menos si alguien es el hombre de su vida. Aún así, luego de dos meses de novios, cedí y terminé desvirgada en un sofá cualquiera... Sin llanto ni remordimientos. Así, como pasa en la vida real.

Pero no a todas nos pasa eso. Muchas esperan años, otras se casan vírgenes, otras se acuestan por primera vez engañadas, o borrachas... Respetable. Cada caso es diferente, porque estas cosas no hay racionalidad. ¿Por qué se acuesta uno al día, al mes o a los años? Puede haber tantas respuestas como personas en el mundo.

Hace no mucho una persona del sexo masculino me preguntó si un hombre debe tener algún tipo de consideración o responsabilidad con una mujer si este le quita su virginidad.... Él estaba convencido de que si debe existir, dándome unos motivos gaseosos, que suenan más a perorata machista, como que la virginidad debe ser un 'premio' al hombre que ha sido bueno con las mujeres.

¿Alo? ¿En qué siglo vivimos? Creo que hemos avanzado lo suficiente para poder decir que si uno como mujer se acuesta con un tipo es porque quiere y no por darle un premio al sujeto.

Quitarle a la virginidad todo ese manto de misticidad nos ayudaría inmensamente evitar manipulaciones por parte de los hombres, no nos acabaría el autoestima si un man nos come y nos deja y, sobre todo, quitarle el poder a lo masculino sobre lo femenino.

Siguiendo con la conversación con este hombre, me plantea que por qué las mujeres no pensamos mejor con quién nos acostamos para perder la virginidad. Que hay hombres que le quitan la virginidad a una nena, y luego ellas comienzan a sufrir porque el personaje cambió con ellas.

A ver... Primero: El acostarse o no con alguien carece de toda racionalidad y segundo: ¿acaso no hay tipos que hacen lo que sea, y se llenan de todas las mentiras posibles para comerse a una vieja? Entonces, no hay culpas. Si ella era virgen y él se la quería comer y se portó bien solo hasta lograr su objetivo, ella no debería sentirse mal... Pero claro, como ella debía 'premiar' al tipo 'indicado' y ese no resultó ser, viene el remordimiento.

Por eso hay que quitarle a la virginidad todo el peso cultural conservador que tiene y dejarlo en lo simple: en que solo hace parte perder la virginidad para comenzar a tener una vida sexual activa.

12 de diciembre de 2010

Y LES PRESENTO A MI ABUELITA

Hace un tiempo, escribí en un post cuánto quiero a mi abuelita... Pero se me olvidó mostrarles a mi abue.

Ella se llama Ruth, tuvo seis hijos más uno de crianza.  Es la mamá de mi papá, quien es su hijo mayor. No sé la edad, aunque creo que se acerca o hace poco pasó los 70.

Aun baila y le gusta el ron con coca cola. Cocina delicioso, hace tortas de muerte lenta y muere por sus nietos y bis nietos (aunque creo que muere más de amor por mi abuelo -el infiel-).

Así que les presento a 'La Abuelita Ruth' como les decimos todos en la familia.

Mi abuelita posando el 31 de diciembre de 2009. Muchas Veces se viste de Colores

Entre mi abuela y mi Papá!! Lindos Todos

Con mi Abuela y 'Marenco', alias el abuelo

10 de diciembre de 2010

BANDA SONORA DE UNA TUSA MONUMENTAL

¿Qué es de una tusa sin banda sonora? Casi nada. Por eso hoy hablaré de eso, de esas canciones que acompañan la cortada de venas imaginaria que nos pegamos los seres humanos femeninos cuando nos echan, nos cambian por otra o cuando las cosas se acaban por cualquier motivo.

Respecto a la tusa, he tejido varias teorías -que luego les contaré ampliamente-. Una de ellas es que si la tusa no es monumental, como para que pase a la historia quiere decir que eso (o ese) que lo provocó, no valió la pena.

Y una tusa monumental debe ir acompañada de toneladas de litros de alcohol, amigas disponibles para tomar a la par, para hablar pestes del sujeto o sujeta en cuestión, una chimenea para la quema correspondiente a todos los recuerdos y por supuesto música, porque siempre debe existir una canción que te llene de odio contra esa otra persona, que te haga sentir orgullosa de ti misma lo superaste, o que te entrega todo el valor para definitivamente decir no más, no más, no me mereces!!

Aquí les entrego las canciones que quizá más he utilizado en mis borracheras causadas por un rompimiento, o en las peas (léase rasca en costeño) en las que he acompañado a mis amigas. En todo caso, música de y para la tusa.

Y sí, puede ser una selección algo femenina, pero lamentablemente las dinámicas masculinas son diferentes a las femeninas, y hasta allá no se -aún no acompaño a mis ex novios en sus tusas-, y mis amigos hombres son lo suficientemente orgullosos como para llorar a moco tendido sobre el hombre de una mujer.


La mayoría de las canciones que escucharán han sido cantadas a grito herido, bailadas con coreografía en cualquier bar o tarareadas en silencio en la oscuridad de mi cuarto. Diversos cantantes, cada una para un momento y para algún tipo de rompimiento. Unas más dolorosas que otras, otras con mas dignidad que otras. 

Es mi costumbre musicalizar el llamado mal de amores, por eso aquí va la selección... Si quieren complementarla adelante... Y si quieren agregar la visión masculina, bienvenidos....


Enjoy!!!!!




7 de diciembre de 2010

EL ARTE DE SER INFIEL IV

Lea la tercera parte


- Mi Amor, estuve averiguando el tema de volverme a ligar las trompas para poder tener un hijo tuyo, pero me dicen los médicos de la clínica de fertilidad, que eso no funciona del todo y que puede ser que no quede embarazada de ti. Es que me muero por que tengamos un pequeño de los dos.


Carlos tragó en seco y antes de poder continuar con cualquier respuesta estúpida -como las que solía tener en estos casos-, Ilia continuó con su monólogo.

- Lo bueno - Carlos no le veía nada bueno al tema- es que podemos recurrir a la inseminación artificial para poder quedar embarazados.
- Linda, ¿no crees que es demasiado prematuro? Aún no hemos definido nada. 
- No hay que ir con afanes, pero hay que ir haciendo todas las vueltas. Por ejemplo, en Bogotá la inseminación vale como 5 millones, pero en Medellín hay una donde cobran solo 2.
- Ah, es que ya averiguaste....
- Sí y no te imaginas la emoción que me da!!
- Ili, para mi es una decisión complicada. Los hijos no están en mis planes aún.
- Pero lo estarán


Cuando Carlos le contó esto a Juan Pablo, él no entendía como su amigo continuaba enredado en una situación como esta. Y peor aún, cómo él le estaba alcahuetiando el asunto. Pero, como la lógica masculina no da para buscar soluciones y ponerse en la raya, sino para continuar fomentando esta infidelidad, no dijo nada más que un simple: Este asunto se le va a salir de las manos. Y a pesar de esa frase, Carlos seguía con la idea de verla en diciembre.

- Angie se va de viaje a donde sus papás el 6 de diciembre.
- ¿En serio? Es perfecto!
- ¿Perfecto por qué?
- Así Ilia y yo podemos vernos de nuevo en su casa sin que Angie sepa nada.
- No! No! No! Hermano, eso si me pone en mala situación... Ahora me va a meter a la amante a mi casa. No le parece descarado??
- ¿No harías eso por tu amigo?


Y nuevamente el chantaje emocional funcionó. Juan Pablo terminó accediendo a que su mejor amigo y su moza caleña se quedaran en su casa. El futón es una buena posibilidad para que duerman. Fue lo único que alcanzó a anotar. Un mes exacto tenían para organizar todo. Armarle la mentira a Karla, la esposa embarazada, notificar a Angie, la novia viajera, comprar tiquetes y organizar itinerarios.

- Te tengo una buena noticia.
- Dime?
- Primero respóndeme si te gustó Santiago de Chile
- Lo poco que vi, sí, pero lo más lindo es que estuve contigo.
- Bueno, mi amigo Juan Pablo nos va a prestar su casa para que nos quedemos con él porque la novia se va viaje y se va a quedar solo.
- Pero por qué no en Buenos Aires...
- Es que para mi, Santiago es la ciudad de los dos.
- Te amo!! Qué emoción!!!


La pareja de amantes consiguieron tiquetes, organizaron itinerarios y al momento de ultimar detalles...
- Mi vida, si vieras que me tocó tomarme una pastilla porque la regla me iba a llegar el martes que nos vamos a encontrar
- Cómo así?
- Tranquilo todo bajo control...


- No!!! hermano, ahora me va a hacer un desastre en mi futón. Esto es una desgracia
- No hombre, ella habla con propiedad del tema, seguro eso se le aplaza. Aunque no creo que sobre ponerle un plástico  a esa vaina no?
- Yo creo que hay que buscarse un hotel para la primera noche. 
- ¿Cómo así?
- Pues ustedes con esas ganas represadas de meses van a llegar a mi casa a echarse un polvo silencioso?????? No creo y yo no aspiro a chuparme todos sus alaridos.
- Claro. ¿Me ayuda a buscar uno?


Y como el descaro no tiene límites... Ahí estaba Juan Pablo ayudándolo con un hotel donde no tuviera que mostrar su ID para evitarle problemas futuros.

Tarde, cuando ya todo estaba organizado Juan Pablo notó que ahora sí sería un protagonista más de esta historia, que le tocaría mentir y hacer caso omiso de la esposa de Carlos y su embarazo. Esconder cualquier rastro de su apellido y sus teléfonos, porque por su cabeza no dejaba de aparecer la imagen de Ilia cayéndole de sorpresa o llamando a preguntar por su amigo.

Entró en paranoia, pero ya no hay nada que hacer. Este 7 de diciembre, Carlos e Ilia se encontrarán a las 11 de la noche hora de Santiago, dormirán en un hotel de medio pelo. Rezarán para que no les llegue la regla mientras duermen en la sala de su amigo. De seguro comenzará otro capítulo en la que ella le pida definiciones a ese hombre que ha visto cuatro días en su vida y de quien desconoce a su esposa y su hijo que está por venir. De seguro le pide que organicen definitivamente un futuro juntos.

Esta noche Karla Dormirá sola en Buenos Aires pensando en que su esposo está en compañía de su 'amigo más juicioso'. Y Angie comenzará las vacaciones al lado de sus padres en Europa, esperando que su 'sacrificado' novio llegue para el fin de semana, sin tener la menor idea de que su futón será utilizado para seguir consolidando la infidelidad más absurda del mundo.

3 de diciembre de 2010

¿¿Y QUÉ CON LAS EQUIVOCACIONES??

Hace unos días hablaba con mi novio sobre temas varios e historias diversas de amigos y amigas en común. Llegamos un tema sobre el que siempre voy a tener inquietudes, dudas y pocas respuestas.

Se los planteo: ¿Es posible que una persona sepa que la va a cagar antes de tomar una decisión? Y, en caso positivo, ¿Es posible que no duela cuando las cosas salen mal como se esperaba?

Bueno, creo que sonó complicado. Vamos a un caso que podría ser real.

Los dos se conocen, se gustan. Comienzan a andar. Ella tiene todo lo que a él le gusta y él tiene todo lo que a ella le gusta, excepto una cosa, que puede hacer que nada funcione. Digamos que esa 'cosa' puede ser que alguno de los dos no tiene trabajo, o tiene un hijo, tiene un viaje largo pronto, o no tiene en sus planes matrimonio o hijos. Vale aclarar que para que el ejemplo tenga sentido, este asunto debe rayar profundamente a la contraparte.

Pero se gustan, hay química, todo parece ser perfecto si no es por ese único detalle.

Cada uno consulta por su lado a sus amigos y amigas, sean o no comunes y todos advierten los riesgos de meterse en una relación con expectativas de largo plazo, porque corre el riesgo de enamorarse de una persona que no va a cumplir las expectativas.

Se sabe que es jugar con candela, que pueden salir lastimados... Pero quizá no. Total, se enrrollan, se enamoran y tiempo después se revienta. Terminan y vienen las lágrimas, los "te lo dije", y una serie de autorecriminaciones porque al final de la historia, duele.

Y es en este punto en la que me dice mi interlocutor en la discusión "Si sabían que la iban a cagar, para qué llorar? Qué asuman y punto".


Creo que tiene razón hasta cierto punto, pero...

- En estos momentos aunque la racionalidad dice 'Es mejor terminar', hay otro pedazo de uno que grita a los cuatro vientos 'Si veeeeeesss, otro fracaso por no hacer las cosas como son'. Entonces queda una sensación maluca, como cuando uno dice 'Te quiero pero no puedo estar contigo' o algo más al estilo colonial como que 'Nos queremos pero no podemos estar juntos'.

Es ahí cuando pienso que las claridades racionales de las personas pelean con muchas cosas. Por ejemplo, en el caso hipotético, se equivocaron desde el comienzo, y ahora están pagando las consecuencias de esa mala decisión, entonces se recriminan y se ponen tristes. Normal, ¿no?

Y ahí llega la pregunta que puede desbaratarme todo el argumento: ¿Entonces para qué tomar una decisión de ese tipo?


Y lo único que se me ocurre es responder ¿Acaso tú no has tomado malas decisiones? 


Es que el por qué se tomo esa decisión es una reflexión posterior cuando ya la cagada está hecha. Es decir, la embarramos, hacemos un alto en el camino y, por más que se demore la lección, uno aprende. Y cuando llego a este punto me digo... entonces uno no actúa consciente de que la va a cagar, sino que uno siempre espera que las cosas salgan bien.

Suena como a círculo sin salida ¿no???

1 de diciembre de 2010

INSEGURIDADES

¿Y si piensa en ella mientras está conmigo?
¿Y si piensa en él cuando estamos juntos?


Pero quizá nunca creyeron que estaban pensando el uno en el otro.